Atentado a Cristina: insólito allanamiento

El juez federal Julián Ercolini ordenó allanar el domicilio particular del asesor legislativo del Frente de Todos (FdT) Jorge Abello, quien denunció ante la justicia que había escuchado al diputado nacional de Juntos por el Cambio, Gerardo Milman, referirse al atentado contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner antes de que ocurriera.
El magistrado ordenó que el operativo fuera realizado por la Policía de la Ciudad de Buenos Aires en el marco de la causa por presunto falso testimonio que Milman inició contra Abello.
Tras enterarse que habían ido a allanar su casa, Abello volvió a su domicilio, que estaba con la puerta fajada, habló con los policías de consigna que estaba allí y entregó dos celulares y dos notebocks.
Ercolini dispuso la medida a pedido del fiscal federal Eduardo Taiano, en busca del secuestro de teléfonos celulares “que se encuentren presentes en el domicilio y/o que se encuentren en poder de Jorge Alberto Abello y que sean utilizados o hayan sido utilizados por el nombrado”, informaron fuentes judiciales.
Abello se presentó en tribunales el año pasado, después del intento de asesinato de la Vicepresidenta. y declaró haber escuchado a Milman decir en el bar Casablanca, cercano al Congreso Nacional, la frase “cuando la maten yo voy a estar camino a la Costa”
El asesor legislativo declaró bajo juramento de verdad ante la jueza María Eugenia Capuchetti y sus dichos abrieron una línea de investigación que para la querella de la Vicepresidenta, apuntaría a Milman como supuesto autor intelectual.
El diputado del PRO respondió con una denuncia por presunto falso testimonio contra Abello, que quedó a cargo del juez Ercolni.
En la actualidad se someten a pericias los celulares de Milman y se ordenó un análisis para determinar si los tres detenidos por el intento de magnicidio, Sabag Montiel, su exnovia Brenda Uliarte y Gabriel Carrizo se comunicaron alguna vez con él o su entorno.
Luego de que trascendiera la noticia del allanamiento, el abogado Marcos Aldazabal, que representa a la vicepresidenta en la causa del atentado, sostuvo que la medida le parece “de una gravedad casi sin antecedentes, a pesar de que antecedentes de gravedad no faltan en Comodoro Py”-
“Todo lo comprobable de lo que relató Abello se constató. Obviamente, no puede saberse si dijo ´cuando la maten´, porque no hay audio. Pero hay varios indicios que hacen creíble a Abello“, escribió Aldazabal en una serie de mensajes que publicó en su cuenta de la red social X (exTwitter).
En ese hilo de posteos, recordó que se comprobó que Milman estuvo en el bar Casablanca en el día y la hora que el testigo dijo, que estaba acompañado por personas con las características que había señalado y que después de ello se fue a la Costa.
“Un elemento clave para creerle a Abello es que el testigo aportó un mensaje que envió una hora después del atentado en el que contaba lo que había escuchado en Casablanca. Esto es determinante, porque da cuenta que lo que dijo Abello el 23/09 no fue armado: lo dijo ya el 01/09“, recordó.
“Por el contrario, no hay un sólo elemento que atente contra la credibilidad de Abello. Milman no marcó ni una sola contradicción en el testimonio de Abello, se limitó a decir que su testimonio era ´falso´, sin decir por qué“, continuó el abogado.
“Un año después, Milman nunca fue allanado, le entregó a la justicia un celular trucho y organizó una reunión para borrar pruebas (según dijo una de sus asesoras). Nunca explicó su pedido de información sobre la custodia de CFK”, avanzó en otro posteo.
Finalmente, escribió: “En vez, sin un sólo elemento, hoy allanan a Abello. Recordemos que acá se investiga un intento de atentado contra CFK. CFK es la víctima. ¿Y qué hacen los jueces? Pierden el celular del imputado el primer día y luego embarran toda la investigación. La frutilla del postre: cuando un testigo da información que puede poner en cuestión la teoría de los loquitos sueltos, lo allanan sin motivo aparente. Un lindo mensaje mafioso para disuadir a quien quiera aportar algo a la causa”.

Quien es Ercolini

Para entender estas aberraciones de la justicia, vale la pena recordar quien es el Juez Ercolini. El mencionado Juez tuvo  en su despacho la causa por la venta de Papel Prensa, en la que sobreseyó a los dueños de Clarín y La Nación. En la misma se negó a indagar a los directivos de Clarín y La Nación, a quienes los terminó por sobreseer.

En el año 2016, la Agencia Paco Urondo, reveló que la esposa del juez Julián Ercolini trabajaba como “asesora” de prensa del ministro de Justicia de aquel momento, Germán Garavano. Ante la revelación los funcionarios y medios macristas debieron explicar que María Julia Kenny, trabaja como “asesora” de prensa del ministro.

Fue quien ordenó la detención de los empresarios Cristobal López y Fabián De Sousa en la causa Oil Combustibles,  durante el Gobierno de Mauricio Macri, fallo que luego fue revocado por la Cámara, ya que se trataba de un delito excarcelable

Pero lo más insólito de todo es que el mismo Juez Ercolini tiene a su cargo la causa donde funcionarios del gobierno macrista, con jueces, fiscales, y periodistas viajaron a Lago Escondido,  donde la comitiva completa se dirigió en vehículos privados de Joe Lewis hacia la estancia del magnate británico, que tiene cercado Lago Escondido. Entre los viajantes esta el mismísimo Juez Ercolini.

About The Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *